Temas de interés

Modificado: Jueves, 08 Octubre 2020

¿Ya revisaste el etiquetado de los productos?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Modificado: Martes, 09 Junio 2020

Medidas Sanitarias para Mercados y Centrales de Abasto por COVID-19

Acerca de este curso

El curso brinda las orientaciones teóricas sobre las medidas sanitarias básicas que permiten comprender qué es el coronavirus y cuáles son las medidas que se pueden implementar en mercados y centrales de abasto para limitar su propagación y contagio.

1) El curso brinda las orientaciones teóricas sobre las medidas sanitarias básicas que permiten comprender qué es el coronavirus Sars-Cov2 y cuáles son las medidas que se pueden implementar en mercados y centrales de abasto para limitar su propagación y contagio.

2) El curso está dirigido para locatarios, administradores, comerciantes y público en general, con el fin de obtener los conocimientos básicos para reintegrarse a la nueva normalidad en el Estado de Puebla, la correcta aplicación de estos conocimientos, permitirá reducir las posibilidades de contagio y propagación del Covid 19.

 

Para accesar al curso haz clic en el siguiente link

Medidas Sanitarias Básicas para evitar la propagación del COVID-19 en Mercados y Centrales de Abasto

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

¿Cómo prevenir las caídas y qué hacer si se presentan?

Los accidentes en casa puede presentarse en cualquier momento del día, por eso es de vital importancia que sepas qué hacer cuando éstos llegues a suscitarse. Aquí te compartimos las medidas básicas que debes tener en cuenta cuando alguien en casa sufra una caída, la cual dependiendo de su gravedad puede poner en riesgo la salud o la vida de las personas.

 

Las causas principales de las caídas suelen ser:

    • Pisos poco limpios con agua, grasas, aceites, etc.
    • Suelos resbaladizos por el uso o porque han sido pulidos o encerados inadecuadamente.
    • Existencia de huecos abiertos o mal protegidos: ventanas bajas, barandales de corta altura.
    • Utilizar elementos inadecuados para subir o alcanzar objetos a otra altura (sillas en lugar de escaleras) o subirse a escaleras con peldaños rotos, o a sillas con peldaños inestables o asientos frágiles. Mesas u otros objetos inestables al pisar sus bordes.

 

Para prevenir las caídas tendremos en cuenta lo siguiente:

    • Mantenga el suelo libre de obstáculos, sobre todo en zonas de circulación y trabajo.
    • Evite tener superficies resbaladizas. Si encera el piso, utilice cera o productos no deslizantes.
    • En la bañera, use tapetes antideslizantes.
    • Revise que las escaleras de acceso a la vivienda tengan barandales de altura no inferior a 90 cm. y dispongan de pasamanos en todos sus tramos.
    • Proteja aquellas ventanas que se encuentren a menos de 1 metro del suelo mediante defensas apropiadas (rejas), que impidan la caída de las personas. Los barrotes, de existir, han de estar colocados verticalmente y su separación debe
    • impedir el paso de la cabeza de un niño pequeño.
    • Evite colocar objetos que anulen o neutralicen la protección de la barandilla (macetas junto a un balcón) por reducir su altura de protección.
    • Las puertas, balcones, ventanas que den acceso sobre zonas de riesgo de caída, deben disponer de un sistema de bloqueo que impida su apertura a los niños.
    • Pida ayuda para transportar bultos voluminosos, aunque no sean pesados.
    • No utilice escaleras de mano defectuosas (travesaños rotos, sistema de bloqueo antiapertura averiado o inexistente). El uso de escaleras debe estar prohibido a los niños.
    • Utilice escaleras de mano dobles (de tijera) para trabajar o alcanzar objetos elevados. No suba hasta que no estén totalmente abiertas o en perfecto equilibrio.
    • Revise su escalera de mano antes de usarla.
    • No subir a la vez más de una persona a una escalera de mano.
    • Evite utilizar sillas o muebles para alcanzar objetos altos.
    • Si utiliza sillas, asegúrese de que su asiento es consistente y coloque la silla de tal manera que el respaldo quede contra la pared o estantería para impedir que se trabe con él al bajar.
    • Fije las estanterías firmemente a la pared.
    • No suba ni permita que los niños suban sobre muebles y permanezcan en ellos de pie.

 

 

Modificado: Viernes, 13 Marzo 2020

Cinco comidas al día

Comer 5 veces al día te mantiene activo y además favorece tu metabolismo. Aquí te presentamos algunos alimentos que te pueden ayudar a estar sano.

Ayúdanos a difundir información saludable

 

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

Asfixia y obstrucción de las vías respiratorias

Asfixia y obstrucción de las vías respiratorias

La asfixia se presenta como un fallo de la respiración pulmonar, donde hay una falta de oxígeno en el aire o por la imposibilidad de que éste llegue a los pulmones.

El oxígeno del aire no puede llegar a los pulmones cuando las vías respiratorias queden obstruidas.

 

La obstrucción de las vías respiratorias puede ser externa o interna.

    • Obstrucción externa: Se denomina sofocación y consiste en el taponamiento de la nariz y la boca, o en la imposibilidad de mover la caja torácica. Si la sofocación se produce por una compresión externa a través del cuello, se trata del estrangulamiento y la ahorcadura.
    • Obstrucción interna: Puede ser por objetos sólidos o por líquidos.
    • Sólidos: Proceden del exterior de forma accidental. O bien alimentos que se atragantan.
    • Líquidos: Por vómitos; o bien, si el líquido procede del exterior, por inmersión de la cabeza en el agua: asfixia por ahogamiento.

 

Causas principales que producen la asfixia:

    • Falta de oxígeno en los baños debido a la presencia de quemadores de gas en estufas y calentadores.
    • Introducción por boca y nariz de objetos de diámetro superior al de las vías respiratorias (botones, canicas, alfileres, imperdibles, ojos de peluches, ruedas de coches pequeñas, etc.).
    • Taponamiento externo de las vías respiratorias por el vestido o la ropa de cuna.
    • Sofocación por otro cuerpo humano (adulto) durante el sueño.
    • Llevar en el cuello lazos o cadenas que sujetan chupete y medallas.
    • Ropas inadecuadas: bufandas demasiado largas.
    • Utilización de bolsas de plástico como capuchas o caretas de juego.
    • Bañeras, cubos y otros recipientes llenos de agua.

 

¿Cómo prevenir la asfixia?

    • No instalar calentadores ni estufas de gas en el interior de los baños ni en las habitaciones pequeñas mal ventiladas.
    • Evitar que los niños de corta edad jueguen y manipulen objetos pequeños, o aquellos que puedan desmontarse en piezas pequeñas o no sean los recomendados para su edad.
    • Utilizar ropa de cama que imposibilite el estrangulamiento (sábanas demasiado largas, camisones, prendas con cuellos estrechos, redes).
    • No utilizar cunas con barrotes demasiado distanciados.
    • Impedir que los niños vistan con bufandas demasiado largas.
    • No dejar recipientes con agua cerca de los niños, sobre todo antes del año y medio.
    • Enseñanza precoz a la natación.
    • Protección por cierre vallado, separación, acceso difícil, uso de redes en piscinas, estanques, pozos, cisternas, lavaderos y cursos de agua.
    • Provocar el eructo de los lactantes después de las comidas y antes de recostarlos para dormir.
    • Colocar a las personas que hayan perdido el conocimiento de costado (posición lateral de seguridad) para facilitar la salida al exterior de posibles vómitos.
    • Evitar que los niños jueguen con bolsas de plástico.
    • No dormir en la misma cama adultos y lactantes.
    • Vigilar a los niños que circulen cerca de los lugares con agua.
    • No dejar a los niños pequeños solos en la bañera.

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

Accidentes en la vía pública, aprende a evitarlos

¿Qué es el peatón?

La cultura de prevención se debe fomentar en todos los usuarios de la vía pública para propiciar un mejor tránsito y tráfico evitando los accidentes, que muchas veces pueden resultar fatales. Por ello, es importante distinguir nuestra labor como peatones y como conductores. El peatón es la persona que, hace uso de las vías de comunicación a pie. Es decir, el que camina por las calles, avenidas o carreteras. En México, fallecen por atropellamiento 5,000 personas al año.

 

¿Qué medidas debo seguir para prevenir un accidente como peatón?

    • Siempre transitar por zonas peatonales donde existan.
    • Evitar caminar a la orilla de la banqueta
    • Siempre utilice los puentes peatonales.
    • Cruce las calle por las esquinas o por las zonas peatonales
    • Si lleva una carriola de niño o silla de ruedas, no invada la calle.
    • Busque los lugares más seguros para cruzar: la esquina, el tope, el paso peatonal.
    • En situaciones de escasa luminosidad use un elemento autoreflejante (chaleco) o luminoso (linterna).

 

¿Qué es un conductor?

Es la persona capacitada para guiar un vehículo y que legalmente ha reunido los requisitos exigidos por la ley para el uso de un automóvil.

 

¿Cómo lograr ser un conductor seguro?

Conducir requiere la mayor atención. Las distracciones provocan accidentes de tránsito, con graves consecuencias. Evita distraerte mientras manejas: no utilices el teléfono celular, no bebas, no comas, no fumes, etc. Un descuido mínimo puede tener consecuencias fatales.

En México, alrededor del 50% de los accidentes mortales de tránsito son causados por el consumo de bebidas alcohólicas por parte del conductor. Es importante que si has ingerido alcohol, dejes que maneje alguien que no haya consumido bebidas alcohólicas.

Respetar las normas de circulación, límites de velocidad y mantener siempre una distancia segura con los demás vehículos te hará prevenir los choques. Si estás comenzando a manejar, es importante que estés siempre acompañado de un conductor experto, en tanto desarrollas tus habilidades en la conducción.

 

¿Cómo reducir el riesgo a sufrir un accidente automovilístico?

Tú puedes ayudar a reducir el número de probabilidades de sufrir un accidente para ti y las personas que te rodean. Ten cuidado y toma medidas que te protejan como el uso del cinturón.

    • Cinturón de Seguridad: su uso reduce a la mitad el riesgo de muerte.
    • El cinturón de seguridad es el elemento más eficaz para evitar lesiones graves.
    • Su uso es obligatorio para todos los ocupantes del vehículo.
    • El cinturón debe colocarse correctamente para que sea de utilidad.
    • La probabilidad de que un ocupante de los asientos posteriores cause muerte a otro pasajero de los asientos delanteros al salir lanzado, puede ser hasta ocho veces mayor si no lleva el cinturón puesto.
 

¿Cómo proteger a los más pequeños?

    • Enseña a tus niños a cruzar las avenidas de forma segura. Recuerda que tú eres su ejemplo, por ello, utiliza las banquetas y paso peatonales.
    • En los autos: no llevar niños menores de 12 años en el asiento delantero.
    • Las ventanillas abiertas son un peligro.
    • Los niños menores de un año deben ir sentados en una silla de seguridad con el cinturón ajustado, viendo hacia atrás.
    • Utiliza siempre el seguro de niños en las puertas posteriores.

Mantén la calma en cualquier situación y no seas agresivo al volante. Trata a los demás conductores como te gustaría que te trataran a ti

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

Envenenamiento y alergias en el hogar ¿cómo evitarlos?

Si alguien en casa se intoxica, presenta una alergia o irritaciones ¿Cómo lo puedo resolver?

Las causa principales de estos accidentes suelen ser:

    • Medicamentos.
    • Productos de limpieza.
    • Insecticidas y productos de jardinería.
    • Pinturas, disolventes y adhesivos.
    • Combustibles (y productos derivados de la combustión).
    • Productos de perfumería y cosmética.
    • Bebidas alcohólicas.

Los accidentes causados por estos productos son, en general, consecuencia de su ingestión y, más raramente, de su inhalación o contacto con la piel.

 

Para su prevención toma en cuenta:

    • Guardar dichos productos en lugar seguro, fuera del alcance de los niños.
    • Etiquetar debidamente los recipientes o mantenerlos en sus envases originales.
      Evite usar envases de productos alimenticios, de agua o refrescos, para rellenarlos con contenidos tóxicos. Si llegan a usarse, trate de quitar la etiqueta original y no olvide colocar otra etiqueta que lo identifique correctamente.
    • Siga las instrucciones de uso del fabricante del producto.
    • No almacenar conjuntamente distintos tipos de productos (alimenticios, tóxicos, etc.)

 

Algunas normas específicas de prevención:

    • Medicamentos: No almacenarlos en las mesillas de noche. Guardarlos bajo llave.
    • Productos de limpieza: No mezclarlos indiscriminadamente, especialmente en el caso de la lejía, sosa (se produce un fuerte desprendimiento de cloro, que es un gas tóxico). Igual ocurre con la mezcla de lejía y amoniaco.
    • Insecticidas y productos de jardinería: No pulverizarlos sobre alimentos, personas o animales domésticos.
    • No permanecer en habitaciones tratadas con insecticidas hasta transcurrido un tiempo prudencial.
    • Pinturas, disolventes y adhesivos: Aplicar con buena ventilación; no lavarse con disolventes.
    • No permanecer en las habitaciones recién pintadas o barnizadas hasta que desaparezca el olor del disolvente.
    • Combustibles y productos de combustión: No situar calentadores a gas en cuartos de baño ni colocarlos mal ventilados.
    • Las estufas y braseros no deben emplearse en locales sin ninguna ventilación.
    • No mantener el coche en marcha en el interior de garajes pequeños y mal ventilados.
    • Controlar la buena combustión de los braseros de carbón.
    • No emplear estufas o braseros en los dormitorios.
    • Cerrar la llave del paso al finalizar la utilización del gas y siempre por la noche.
    • Evitar las corrientes de aire sobre la llama que puedan apagarla.
    • Vigilar los recipientes con líquidos sobre el fuego que, al hervir, rebosen y apaguen la llama.
    • Si percibe olor a gas no accione interruptores eléctricos ni encienda cerillas o mecheros: la chispa puede provocar una explosión.

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

Cómo evitar accidentes en el Hogar

Dado que en el hogar es donde pasamos muchas horas a lo largo de nuestra vida, es allí donde también existen posibilidades de que se presente algún accidente.

El hogar, es el sitio que ofrece mayor seguridad y tranquilidad a las personas, sin embargo, en ocasiones, se corre cierto peligro. Tanto un adulto como un niño pueden tener accidentes en el hogar, por curiosidad, negligencia o desconocimiento.

 

¿Cuáles son los riesgos que se pueden tener en el hogar?

En los niños muchas veces la curiosidad natural o el juego los lleva a tocar, ver, oler, y probar productos que están en la casa. Mientras que los adultos pueden sufrir accidentes en sus quehaceres normales.

Los pequeños muchas veces pueden ser víctimas de cortaduras con un cuchillo o un vaso roto, una quemadura con aceite, entre otras heridas.

El padre puede sufrir un accidente al cambiar un foco, ya que puede resbalar y caer de la silla. También cuando está realizando trabajos de mantenimiento donde utiliza herramientas como martillo, taladro, destornillador, puede sufrir golpes, rasguños, cortadas, entre otras lesiones. La mayor parte de los accidentes ocurren por acciones imprudentes de las personas que realizan actividades sin precaución.

 

¿Cuáles son los accidentes más comunes?

Diversos estudios reflejan que en los accidentes domésticos sufridos por los niños, las causas, por orden de incidencia, son:

    • Caídas.
    • Intoxicaciones, alergias e irritaciones.
    • Quemaduras.
    • Incendios y explosiones.
    • Electrocución.
    • Asfixia respiratoria.
    • Heridas.

Como vemos, en el hogar pueden sufrirse numerosos accidentes. Sin embargo, podemos implementar acciones que los conviertan en un lugar seguro.

Ante todo, es fundamental que exijamos y busquemos aquellas medidas de seguridad que podríamos denominar básicas. Como las referentes a la electricidad y el gas. Sus instalaciones deben ser seguras, respetando las normas que las autoridades dictan.

Por otro lado, debemos aumentar la atención y el cuidado, no sólo a nivel personal, sino hacia los dos grupos mencionados: los niños y los ancianos.

Por último, debemos seguir hábitos seguros en todo lo que concierne a los aparatos, productos, instalaciones y situaciones que en el hogar se van presentando.

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

¿Cómo evitar las quemaduras en casa?

En caso de que algún miembro de mi familia o dentro del hogar se suscite un accidente de quemaduras ¿Cuáles son las medidas que puedo tomar?

Las quemaduras pueden ser ocasionadas por el contacto o proyección de objetos, partículas o líquidos a temperaturas elevadas y ocurren al:

    • No situar objetos calientes (estufas eléctricas, lámparas, hornos, tostadores de pan, etc.), en lugares accesibles a los niños o no protegidos adecuadamente.
    • Utilizar recipientes o cuerpos calientes desprovistos de asas o mangos aislantes.
    • Manejar objetos a alta temperatura sin protección en las manos.
    • Cocer o freír los alimentos que dan origen a salpicaduras sin usar tapaderas.
    • Manipular inadecuadamente pólvoras (cohetes, petardos o cartuchos).
    • También suelen producirse quemaduras intensas al entrar en contacto la piel con sustancias causticas (sosa) o corrosivas (ácido sulfúrico)

 

Cómo prevenir las quemaduras:

    • Colocar en lo posible protecciones alrededor de aquellos objetos que se encuentran calientes y que resultan accesibles.
    • Seleccionar y utilizar objetos provistos de elementos de agarre aislante (mangos, asas, etc.), en buen estado.
    • Utilizar guantes o manoplas aislantes para mover objetos calientes o manipular dentro de un horno encendido.
    • Evitar las salpicaduras, usando cubiertas o tapaderas mientras se cocinan los alimentos.
    • Los mangos de sartenes, cacerolas y pucheros no deben sobresalir del mueble de cocina.
    • Alejar a los niños de la cocina y zona de planchar.
    • Situar los objetos calientes o con llama viva fuera del alcance de los niños.
    • Impedir que los niños jueguen con cerillas y mecheros.
    • Los cohetes, petardos y cartuchos no los deje al alcance de los niños.
    • Manipule con cuidado las baterías de los coches, por contener ácido sulfúrico.
    • Manipule con cuidado cualquier producto químico, sosa caustica o la cal viva.

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

Incendios y explosiones ¿cómo evitarlos en casa?

Los accidentes en el hogar pueden presentarse en cualquier momento, por ello debemos permanecer alerta y saber cómo reaccionar ante estos. Los incendios y explosiones son dos tipos de accidentes en el hogar que debemos de evitar pues muchas de las veces resultan fatales.

 

¿Cómo evitar incendios y explosiones?

Para que se inicie un incendio, sólo hace falta que se unan tres elementos que están siempre en el hogar:

    • Aire.
    • Combustible.
    • Foco de calor.

 

Tipos de Combustibles

    • Gaseosos: butano, propano, gas ciudad, sprays.
    • Líquidos: quitamanchas, pinturas, disolventes, aceites, lacas, alcoholes, etc.
    • Sólidos: tejidos, papel, cartón, plásticos, etc.

Cuando el combustible es gas, que se ha acumulado por fuga o similar, puede generar una fuerte explosión.

 

Tipos de focos de calor:

    • Poco peligrosos: chispas de los cebadores del tubo fluorescente o interruptores eléctricos, motores de aparatos eléctricos con escobillas, contactos o piezas móviles eléctricas.
    • Peligrosos: planchas eléctricas, radiadores de calefacción eléctrica, sobrecalentamiento en los cables de la instalación o aparatos eléctricos, etc.
    • Muy peligrosos: mecheros, cerillas, llamas de gas, colillas de cigarrillos, etc.

Sólo hace falta tener el descuido de aplicar un foco de calor suficiente a cualquiera de los combustibles para que se inicie un incendio.

 

Cómo prevenir los incendios o explosiones:

    • Cerillas-fumar: Apague perfectamente las cerillas y colillas de cigarrillos.
    • Coloque ceniceros adecuados en los lugares oportunos.
    • No fume en la cama.
    • Procure que los niños no utilicen cerillas o mecheros.
    • Electricidad: No sobrecargue los enchufes con demasiados aparatos.
    • Tenga cuidado especialmente con los de mucho consumo como radiadores, lavavajillas, lavadoras y planchas.
    • Empotre los hilos eléctricos y evite improvisar empalmes o usar cinta adhesiva para ello.
    • Utilice sólo fusibles o automáticos magnetotérmicos calibrados de acuerdo a su instalación.
    • Cualquier contacto flojo o mal puesto en una instalación eléctrica provoca calor.
    • Líquidos inflamables y sprays: Tenga sólo los líquidos inflamables que sean absolutamente necesarios y en la cantidad imprescindible.
    • Almacénelos en recipientes irrompibles con indicación de su contenido.
    • Utilice los líquidos inflamables y sprays sólo en lugares ventilados sin focos de calor próximos.
    • Gas: Haga revisar periódicamente su instalación por un inspector de la Compañía.
    • Revise y cambie periódicamente el tubo flexible de conexión de sus aparatos.

 

Normas generales de prevención:

    • No deje nada cocinando en el fuego, ni aparatos eléctricos de gran consumo en marcha cuando abandone su domicilio.
    • Limpie periódicamente los filtros de la campana extractora de la cocina.
    • Evite las corrientes de aire en la cocina que pudieran apagar el gas especialmente si está usted en otra habitación.
    • Evite almacenar combustibles innecesarios en su casa, como ropa vieja, periódicos, pinturas, etc.
    • Haga revisar periódicamente la chimenea y caldera de calefacción.
    • En caso de fuga de gas no encienda ni apague luces; ventile al máximo posible y avise a la Compañía.
    • Si nota olor a quemado, revise y localice el origen, puede tratarse de un sobrecalentamiento de la instalación eléctrica que originará un peligroso cortocircuito o un incendio.

 

Plan de emergencia:

    • Si el edificio en que vive no tiene escalera de emergencia vea la posibilidad de facilitar el acceso a la azotea de alguna de las casas vecinas.
    • Si el edificio donde vive no tiene protección por extintores, compre uno de 6 o más kilos de polvo y colóquelo cerca de la puerta de entrada de su casa.
    • Pegue una etiqueta cerca de su teléfono con los números de emergencia de su localidad (911).

 

 

Modificado: Martes, 02 Junio 2020

¿Sabes qué hacer para evitar una electrocución?

En las viviendas existe un riesgo general de electrocución. Una persona puede electrocutarse fácilmente ya que las tensiones que alimentan los aparatos electrodomésticos (220 ó 110 voltios) son peligrosas. En caso de aplicarse por accidente a una persona puede producir desde el conocido “calambrazo” hasta la muerte por paro cardíaco.

El peligro que entraña un contacto eléctrico se hace mucho mayor cuando la persona está en ambiente mojado o descalza sobre el suelo.

Este peligro se da en:

    • El cuarto de baño.
    • El lavadero.
    • La cocina.
    • En cualquier lugar después de fregar el suelo o regar.

 

El contacto accidental de una persona con un objeto que esté en tensión se da de dos formas distintas:

    • Cuando se tocan directamente elementos eléctricos que estén con tensión:
    • Por existir cables pelados, con aislante defectuoso o insuficiente.
    • Por conectar aparatos con cables desprovistos de la clavija correspondiente.
    • Al cambiar fusibles o tratar de desmontar o reparar un aparato sin haberlo desconectado.
    • Al introducir los niños tijeras o alambre en los agujeros de los enchufes.
    • Por manejar aparatos que carecen de tapas protectoras y, por consiguiente, tienen partes eléctricas accesibles.

Cuando se toca la carcasa o parte exterior metálica de algún aparato electrodoméstico que se ha puesto en contacto con la tensión como consecuencia de una deficiencia en los aislamientos interiores.

Esto suele ser frecuente en:

    • Nevera.
    • Lavaplatos.
    • Televisor.
    • Tostador.

 

¿Cómo prevenir la electrocución?

    • No conectar aparatos que se hayan mojado.
    • Procurar no usar ni tocar aparatos eléctricos estando descalzo, aún cuando el suelo esté seco.
    • No tener estufas eléctricas, tomas de corriente ni otros aparatos eléctricos al alcance de la mano en el cuarto de baño y a menos de 1 metro del borde de la bañera.
    • Usar enchufes giratorios o de enclavamiento profundo para proteger a los niños.
    • Ante cualquier reparación o manipulación de la instalación eléctrica desconectar el interruptor general situado normalmente en el cuadro general y asegurarse de la ausencia de tensión.

 

 

Opciones de accesibilidad

Secretaría de Salud